A raíz de la conmemoración de los 40 años del incendio de la gran casona abalconada de los Gobernadores donde hoy está el Hotel Caserón del Parque, EL SANTAFEREÑO trae a la memoria los grandes incendios que han afectado parte del patrimonio de nuestra ciudad que hasta hace unos años no contaba con un cuerpo de voluntarios activo.

Por Iván de J. Guzmán López | Periodista – Escritor.

A veces, por una afortunada casualidad, o la bonhomía de algún amigo, llega a nuestras manos un buen libro, que en todos los casos se convierte en puerta de entrada a una buena obra, a un mundo o a un universo. Tal es el caso del libro De mis entrañas, de nuestro colega periodista Juan Carlos Sepúlveda S., un habitante de día y de noche de nuestra querida Santa Fe de Antioquia, nuestra Ciudad Madre. Y digo que habitante de día y de noche, porque primero es periodista de todas las horas y, segundo, es poeta sin tiempo; poeta de la mañana, poeta de la tarde; poeta de la noche, poeta de la madrugada.

El Colombiano publica para el día de hoy, un artículo de carácter cultural y literario donde el protagonista es don Julio Vives Guerra, un ilustre Santafereño. A continuación el artículo completo.

POR JUAN FELIPE ZULETA VALENCIA | PUBLICADO EL 28 DE SEPTIEMBRE DE 2020

En los 45 centros históricos que existen en Colombia hay quienes se preguntan de qué les sirve coexistir con ese patrimonio, que para muchos se ha convertido en una piedra en el zapato para el desarrollo de sus comunidades.

Una de las familias más distinguidas y notables de Santa Fe de Antioquia guarda una particular, curiosa y hasta simpática historia que poco se ha contado. Se trata de los seis hermanos Toro Correa que tuvieron en el recordado Obispo Francisco Cristóbal Toro Correa a su máximo orgullo familiar, fuera de dos hermanos suyos: Francisco Luis y Pedro María que también fueron clérigos. Lo que poco registra la historia oficial es que hubo otros tres hermanos que se dedicaron a las humanidades y hasta al mundo pagano.