En la edición del 22 de febrero de 1890 del periódico El Monitor, órgano oficial de la entonces Diócesis de Antioquia, se publicó este articulo que da cuenta de la proyectada construcción de un templo para el Llano de Bolívar, el cual congregaría a los católicos humildes de este vasto sector de nuestro municipio.

En su quehacer literario, el curtido abogado e historiador santafereño Francisco Luis Guisao Moreno tiene tiempo para dejarse llevar por las musas de la poesía que de cuando en vez le soplan versos y canticos en los que se congracia con la vida. Por su honda y honrada poesía, él es nuestro cuarto invitado a esta sección de Cantiga.

Nunca dejaremos de reconocer la vida y la obra periodística y literaria del gran escritor santafereño José Velásquez García, más conocido con el seudónimo de Julio Vives Guerra. En esta ocasión queremos destacar una semblanza que hace de él y de su residencia en Bogotá, el escritor, periodista y cuentista colombiano, Adel López Gómez, quien lo visitó en su casa del barrio La Alameda en 1921, al lado del gran cronista antioqueño Luis Tejada.

Se dice que Medellín es la capital de la montaña, aunque en el Occidente antioqueño, Peque sostiene que la verdadera capital la tienen ellos por la gran cadena montañosa que los circunda.

Los sobrenombres familiares es una particular forma de identificar más fácilmente al integrante de un grupo familiar, más que por el nombre y el apellido. Al menos así se acostumbra de manera folclórica en nuestra sociedad santafereña. En el siguiente articulo recogemos los remoquetes más representativos que habitan nuestros barrios populares.